facebook twitter rss
Darse de Alta
¿Quieres ser parte de nuestra Red de Concesionarios?
Regístrate >>
te gusta

BLOG
Subscripción de boletines
Recibe las noticias del blog de cochesyconcesionarios.com en tu e-mail.

histórico por mes
Elige el año y despues el mes
estas en Estas en: Inicio > Blog de Coches > Skoda > Prueba del Škoda Karoq 1.6 TDI 115 CV 4x2 Ambition
Novedades y actualizaciones de precios
de las marcas que se comercializan en España
NOVEDADES Skoda
Prueba del Škoda Karoq 1.6 TDI 115 CV 4x2 Ambition
Se posiciona como una de las referencias dentro de su competido segmento.
« Volver 
El Škoda Karoq es un SUV compacto completamente nuevo. Sustituye al Yeti y se sitúa por debajo del Kodiaq. Está disponible con cuatro motores y dos niveles de acabado. La versión de acceso se puede adquirir desde 18.900 euros (ver todos los precios).

Su carrocería mide 4.382 mm de largo, 1.841 mm de ancho y 1.605 mm de alto. Además, dispone de 69 mm de espacio para piernas y la distancia entre ejes es de 2.638 mm (2.630 en la versión con tracción total). Estas dimensiones, permiten disfrutar de un habitáculo muy amplio y un maletero de gran capacidad (aquí puedes ver todas las imágenes de este modelo).

El Škoda Karoq perfectamente diseñado para que hasta cinco ocupantes viajen cómodamente, incluso en los viajes más largos. Los asientos rediseñados no solo proporcionan un confort mejorado, sino que también ofrecen más opciones y una mayor versatilidad. Los asientos delanteros proporcionan un excelente apoyo lateral y, a partir del nivel de acabado Ambition, que es el que presentaba nuestra unidad de pruebas, su altura puede ajustarse. El respaldo plegable del asiento del acompañante es un extra opcional que facilita el transporte de objetos especialmente largos. Además de varios materiales y colores distintos, también están disponibles asientos deportivos. Estos disponen de la innovadora tecnología Thermo-Flux, que garantiza una ventilación optimizada de la superficie de los asientos.

El puesto de conducción está muy logrado, pues nos permite viajar con la postura perfecta sin que tengamos que manipular en exceso los diferentes reglajes del asiento y el volante. La sensación que se vive en el interior es muy placentera, pues hay suficiente amplitud en todas las plazas, los asientos son confortables y muy ergonómicos, la calidad de los materiales utilizados transmite muy buenas sensaciones y los acabados está muy por encima que la mayoría de sus alternativas.

Un habitáculo muy práctico y un maletero de gran capacidad

Pero si por algo destaca el Karoq, además de ofrecer un diseño atractivo, un interior muy ergonómico, unos acabados notables y una extraordinaria calidad de fabricación, es la cantidad de soluciones prácticas que ofrece, algo que ya es norma dentro de la casa. Entre todo lo que ofrece, destaca el espacio disponible en las puertas para alojar botellas de hasta 1,5 litros, un soporte para un bolígrafo, un rascador de hielo en la tapa del depósito de carburante, mesas plegables en los respaldos de los asientos delanteros, una linterna extraíble de LED que hace las veces de punto de luz en el maletero, una pequeña papelera extraíble que se puede ubicar en una de las bolsas de las puertas delanteras, unos soportes situados en los reposacabezas de los asientos para para móviles y tablets, una toma de 230V con dos conexiones USB tanto en las plazas delanteras como en las traseras, un cordón elástico situado en el marco de la puerta del conductor que permite sujetar objetos de generoso tamaño, un soporte para tickets y un compartimento para el paraguas situado bajo el asiento del acompañante.

El maletero tiene una capacidad de 521 litros con los asientos en posición. Con los asientos traseros abatidos, el volumen aumenta hasta los 1.630 litros. Asimismo, este modelo equipa un sistema, denominado comercialmente como VarioFlex, que ofrece la opción de contar con los tres asientos traseros totalmente independientes y ajustables individualmente. Los asientos también pueden quitarse por completo, lo que permite aumentar al máximo la capacidad de carga del SUV, hasta los 1.810 litros.

El portón del maletero es de accionamiento eléctrico. Puede abrirse y cerrarse desde un botón situado en el propio portón, desde el mando a distancia, o bien, desde otro botón situado en la puerta del conductor. Además, también puede abrirse con un simple movimiento del pie bajo el parachoques trasero. En el maletero hay otro botón que permite plegar y desplegar el gancho de remolque -esta solución nos ha parecido muy práctica-.

Un motor de consumo ajustado

Nuestra unidad de pruebas equipaba el motor diésel de acceso, que no es otro que un 1.6 TDI de 115 CV y 250 Nm de par motor (ver especificaciones técnicas). Esta versión acelera de 0 a 100 Km/h en 10,7 segundos y alcanza una velocidad punta de 188 Km/h. Es un motor que, salvo en la zona más baja del cuentavueltas, transmite una gran sensación de fuerza. Tanto es así, que parece una motorización de una cilindrada superior. Aunque en frío o en una conducción a bajas velocidades es una motorización que se percibe claramente en el interior, no resulta desagradable ni por ruido ni por vibraciones. Por prestaciones, es una opción muy satisfactoria y competente para el día a día, pues ofrece una aceleración muy satisfactoria y una sensación de par notable a medio régimen.

El consumo es muy bajo en todo tipo de condiciones y sin excepción. En carretera, circulando a velocidades legales, obtuvimos una media de poco más de 5,0 litros a los 100 kilómetros, mientras que en ciudad esta cifra no llega a incrementarse en exceso -anotamos un registro de 6,5 l/100 Km-.

El modelo que pudimos probar disponía de una caja manual de seis velocidades. Es realmente satisfactoria por tacto, precisión y agrado de uso. Bien es cierto que, al principio y junto con el pedal de embrague, puede parecer algo densa de manejar. No obstante, en ningún caso ofrece malas sensaciones y agrada utilizarla en todo momento.

El Skoda Karoq es un coche que también transmite calidad cuando se conduce. Al ponernos en movimiento, el motor siempre responde con fuerza y la calidad de rodadura es superior a la de modelos de segmentos superiores. Por otra parte, aunque se nota que la amortiguación es más bien firme, no resulta seca y absorbe con brillantez las imperfecciones del firme. Otro de los puntos en los que destaca, es lo preciso que resulta todo, tanto la transmisión -ya antes mocionado- como la dirección y la magnífica calidad de rodadura.

La unidad probada era de tracción delantera. Sin llegar a las prestaciones de la versión de tracción integral, cuando nos adentramos en las situaciones más complicadas, sigue siendo una opción muy competente cuando queremos salir fuera de la carretera.

Equipamiento de última generación

El Škoda Karoq ofrece una completa gama de sistemas de asistencia al conductor (ver todos los detalles de equipamiento de la versión probada). Los nuevos sistemas de confort incluyen un Asistente de Estacionamiento, Lane Assist y Traffic Jam Assist, el Detector de Ángulos Muertos, el Front Assist con protección predictiva de peatones y el Asistente de Emergencia aumentan la seguridad a bordo.

Otros sistemas adicionales de asistencia están disponibles para este modelo para ayudar a mantener la distancia de seguridad con el coche de enfrente, facilitar la permanencia en o el cambio de carril, informar sobre señales de tráfico importantes y asistir al conductor durante las maniobras estacionamiento.

A partir del acabado Ambition, está disponible como opción un selector de perfiles de conducción con los modos Normal, Sport, Eco, Individual y Snow, este último únicamente disponible en las versiones 4×4.

El panel de instrumentos digital, completamente programable, está disponible por primera vez en un Škoda. En el Karoq, las pantallas pueden configurarse para adaptarse a las preferencias del conductor. Nuestra unidad de pruebas contaba con el cuadro tradicional, que nos parece muy satisfactorio por diseño y por lo bien que muestra la información.

El Karoq también incorpora un freno de estacionamiento electromecánico de serie. Con sus dos motores eléctricos, está integrado en el sistema de frenado en el eje trasero y también sirve como freno de emergencia. Junto con el DSG, incorpora una función Auto-Hold. En atascos o retenciones intermitentes, mantiene el vehículo parado sin que el conductor tenga que presionar el pedal del freno. Se acciona con una palanca en la consola central.

Los Full-LED con sistemas ópticos brillantes están disponibles como opción para el Karoq a partir del acabado Ambition. En el interior, la nueva iluminación ambiental LED en los embellecedores de las puertas y el salpicadero crea una atmósfera agradable, que puede configurarse en hasta diez colores distintos.

En el campo de la conectividad, cabe destacar los sistemas de navegación Columbus y Amundsen, que disponen de una conexión Wi-Fi. El sistema Columbus puede equiparse de forma opcional con un módulo LTE y la conexión internet se basa en los estándares más rápidos de radio móvil, permitiendo a los pasajeros navegar y acceder a su email libremente desde sus teléfonos y tablets.

Los nuevos servicios móviles online Škoda Connect se dividen en dos categorías: los servicios de infoentretenimiento online se usan para obtener información y facilitar la navegación; los servicios Care Connect proporcionan asistencia en caso de accidentes o emergencias. El botón de Llamada de Emergencia, equipado de serie en Europa a partir de 2018, está ahora disponible como parte del servicio Care Connect. A través de la app Škoda Connect, puede accederse a servicios online adicionales que pueden usarse para consultar, configurar y encontrar el coche de forma remota a través de un Smartphone.

La conexión inteligente entre el coche y el Smartphone ha alcanzado un nuevo nivel en el Karoq. La plataforma SmartLink+, compatible con Apple CarPlay, Android Auto y MirrorLinkTM, está disponible como opción para el sistema de Infoentretenimiento básico Swing. El SmartLink+ viene de serie en los sistemas de Infoentretenimiento de gama más alta. La Phonebox con recarga inductiva conecta al móvil con la antena del techo y lo recarga sin necesidad de cables.

Nuestra conclusión

El Skoda Karoq entra en escena para situarse entre las mejores opciones que plantea su competido segmento. Por calidad, motorizaciones, tecnología y equipamiento supera a cualquiera de sus rivales. Su base rodante transmite un elevado nivel de confort y una gran estabilidad. El motor diésel de 115 CV es una motorización brillante por rendimiento, agrado de uso y, sobre todo, consumo de carburante.
Gustavo Rodríguez Hernandez

Periodista especializado con 20 años de experiencia en el sector de la automoción. Fue director del área de Motor de Cadena Cope Castilla y León durante 3 años. Posteriormente, fue redactor y probador de coches en AUTOhebdo Sport, Revista Top Auto y sobrecoches.com. Desde el año 2011, es el responsable de pruebas y producto de cochesyconcesionarios.com

(no será publicado)

Copyright © 2003 - 2020 Dosnet Consultores de Internet, S.L. CIF B-95/276580