facebook twitter rss
Darse de Alta
¿Quieres ser parte de nuestra Red de Concesionarios?
Regístrate >>
te gusta

BLOG
Subscripción de boletines
Recibe las noticias del blog de cochesyconcesionarios.com en tu e-mail.

histórico por mes
Elige el año y despues el mes
estas en Estas en: Inicio > Blog de Coches > Skoda > Prueba del Škoda Kamiq Style 1.6 TDI 115 CV
Novedades y actualizaciones de precios
de las marcas que se comercializan en España
NOVEDADES Skoda
Prueba del Škoda Kamiq Style 1.6 TDI 115 CV
Cómodo, muy amplio y con unas cualidades prácticas excelentes. La opción diésel rinde muy bien y consume poco.
« Volver 
El Škoda Kamiq es un SUV perteneciente al segmento B-SUV que inició su vida comercial el 28 de agosto de 2019. Su gama está formada por un total de cuatro acabados: Active, Ambition, Style y Sport, este último como acabado exclusivo para el mercado español. Nosotros probamos la versión diésel asociada al acabado Style, un modelo que puede adquirir desde 27.010 euros (en el siguiente enlace puedes consultar todos los precios).

La oferta mecánica del Kamiq está formada por cinco opciones distintas que pueden combinarse con una transmisión manual o DSG (hay opciones de gasolina, diésel y otra propulsada por gas natural y gasolina). De esta forma, la gama permite hasta 22 combinaciones distintas. Nosotros probamos la versión diésel de menor potencia asociada a la transmisión manual de seis velocidades.

Más ancho y con una batalla superior a la de sus rivales

Su carrocería mide 4.241 mm de largo y 1.553 mm de alto (contando con las barras del techo). Además, su distancia entre ejes (2.651 mm) y su anchura (1.793 mm) es la mayor del segmento. Como suele ser habitual en la marca, el acabado de la carrocería transmite un acabado sólido y bien rematado, algo que le permite diferenciarse de sus más directos rivales. Las puertas, otro elemento diferenciador si también entramos en comparaciones, denotan claramente la claridad del producto, ya que ofrecen un muy buen tacto de apertura y un ajuste impecable.

El Škoda Kamiq es el único coche de su segmento que viene con tecnología LED de serie para las luces cortas, largas y diurnas, así como para los faros traseros, luces de freno y faros antiniebla traseros. Los faros delanteros full LED son otra opción; estos disponen de un módulo bi-LED para las luces cortas y largas, así como LED adicionales para la iluminación lateral y los faros antiniebla con función de curva. Un fina tira compuesta por cuatro LED individuales proporciona las luces diurnas así como el intermitente dinámico. En todos los casos, la capacidad de alumbrado es muy buena.

Mucho espacio para pasajeros y equipaje

El interior del Kamiq es muy amplio; el conductor y el acompañante se benefician de un espacio para la cabeza de 1.051 mm y de 1.439 mm de espacio para los codos. No obstante, donde este coche marca claramente la diferencia respecto a sus oponentes, es el espacio disponible en las plazas posteriores. De hecho, es la más generosa de su segmento con un espacio para la cabeza de 1.003 mm, un espacio para los codos de hasta 1.425 mm y un espacio para las rodillas de 73 mm. El diseño y la ubicación de los asientos permiten que podamos ir en una posición natural y con mucho espacio para las piernas.

Me ha gustado mucho lo bien configurado que está el puesto de conducción. Tanto el diseño del asiento como la disposición de todos los mandos y los reglajes de todos ellos, permiten que se pueda conseguir la posición ideal con rapidez y facilidad. Además, es un coche que se adapta muy bien a conductores de diferentes complexiones y estaturas.

Los asientos elevados del Kamiq hacen que los pasajeros estén situados 40 mm más arriba que en el Škoda Scala. Esto proporciona una excelente visibilidad en todo momento, permitiendo que podamos detectar peatones y ciclistas con mayor antelación, así como obstáculos o el bordillo de la acera durante el estacionamiento. La clara vista del expresivo capó permite al conductor evaluar mejor el tamaño del coche. Además, la posición más elevada de los asientos hace que entrar y salir del coche sea más fácil.

La sensación de calidad y solidez está muy lograda, superando holgadamente a la que ofrecen la mayoría de sus rivales. Encontramos mucho plástico acolchado de muy buen aspecto en los paneles de las puertas delanteras y en el salpicadero. Además, para decorar el interior, Škoda ofrece diferentes opciones de personalización. Se puede incluir iluminación ambiental en blanco, rojo o cobre de manera opcional a partir del acabado Ambition. Škoda también ofrece distintos embellecedores decorativos para el salpicadero, así como tapicerías de varios colores, disponibles en Suedia y con costuras decorativas. A partir del acabado Ambition, el paquete Dynamic opcional proporciona una sensación especialmente deportiva. Equipa al SUV urbano con asientos deportivos dotados de reposacabezas integrados y tapicerías de exquisita microfibra Suedia, un volante de cuero multifunción deportivo, pedales de acero inoxidable, revestimiento del techo negro, embellecedores decorativos específicos e iluminación ambiental. A mí me parece muy recomendable el ambiente Cuero/Suedia Beige de nuestra unidad de pruebas, una decoración que forma parte del equipamiento de serie del acabado Style. Sin duda, gracias a este terminado decorativo, el habitáculo da una mayor sensación de calidad, además de aportar un ambiente más cálido.

26 litros de espacio adicional para guardar objetos

Como suele ser habitual en Škoda, el interior ofrece soluciones muy prácticas. Buena prueba de ello es su completo sistema de almacenaje, que ofrece hasta 26 litros adicionales de espacio para guardar objetos de todo tipo. Los recipientes para monedas y tarjetas están integrados en la guantera – cuyo interior viene tapizado a partir del acabado Ambition – y hay un compartimento extraíble a la izquierda, debajo del volante. Pueden encontrarse portavasos en la consola central – al igual que el reposabrazos opcional de la banqueta trasera. Hay un compartimento para objetos pequeños en la Jumbo Box debajo del reposabrazos central delantero. Los compartimentos de almacenaje en las puertas tienen espacio adicional para chalecos reflectantes; además, en las puertas delanteras hay espacio para una botella de 1,5 litros, y para una botella de 0,5 litros en cada una de las puertas traseras. Hay compartimentos de almacenaje debajo de ambos asientos delanteros, así como bolsillos en los respaldos. La altura del asiento del conductor del Kamiq es ajustable de serie; esto es opcional para el asiento del acompañante. En los niveles de acabado Ambition y Style, los equipamientos de serie incluyen soportes lumbares ajustables para los asientos delanteros y cajones debajo de los asientos delanteros. Opcionalmente, los asientos delanteros, así como los dos asientos exteriores traseros, pueden ser calefactados.

El Kamiq tiene un maletero con una capacidad de 400 litros, que puede ampliarse hasta los 1.395 litros plegando los respaldos de los asientos partidos asimétricamente (60:40). Al plegarse estos, se crea una superficie nivelada cuando se combina con el falso suelo del maletero. Una función de plegado para el respaldo del asiento del acompañante también está disponible de forma opcional con los acabados Ambition y Style, permitiendo transportar con facilidad objetos especialmente voluminosos de hasta 2.447 mm de largo. El reposabrazos plegable central, con portavasos incluidos, es otra opción extra, y proporciona confort adicional en la banqueta trasera.

El maletero cuenta con unas formas que nos permiten aprovecharlo al máximo. Además, dispone de un equipamiento muy completo; ofrece dos puntos de luz (uno de ellos es una linterna LED extraíble que forma parte del equipamiento de serie del acabado Ambition), ganchos para colgar bolsas y un enchufe de 12 V.

Mandos, infoentretenimiento y conectividad

Todos los modelos de Škoda ofrecen una disposición y diseño de la totalidad de los mandos que nos hacen la vida mucho más fácil. Aunque este coche dispone de elementos digitalizados, como la habitual pantalla multifunción ubicada en la parte central del salpicadero y una instrumentación virtual, hay mandos físicos para activar funciones importantes de manera rápida y para gestionar la climatización.

Nuestra unidad de pruebas disponía del Virtual Cockpit (opcional). Tiene un tamaño de 10,25 pulgadas (es de los mayores de su segmento) y, sin llegar al nivel de resolución de la otra pantalla situada en el salpicadero, nos parece más que correcta teniendo en cuenta lo que ofrecen sus competidores. Ofrece una información clara y ordenada, además de plantear una selección de varias configuraciones posibles.

La pantalla multifunción, ubicada en la parte central del salpicadero, puede ser de hasta 9,2 pulgadas. Está muy bien fabricada; sólida y con una pantalla de cristal. Dispone de una resolución propia de coches de mayor categoría y precio, y nos regala un diseño moderno. Dos puertos USB-C en la parte delantera y dos puertos opcionales más en la zona trasera (nuestra unidad de pruebas los equipaba) proporcionan opciones de conexión tradicionales para smartphones y otros dispositivos electrónicos. La tecnología SmartLink permite a los usuarios ver y controlar las apps de smartphone a través de la pantalla del sistema de infoentretenimiento, mediante Appe CarPlay, Android Auto o MirrorLink. Tras configurarlo una vez, esto también puede hacerse automáticamente mediante una conexión Bluetooth al entrar en el coche, usando una nueva versión inalámbrica opcional de SmartLink (una conexión Wi-Fi para Android Auto y MirrorLink entre SmartLink y el sistema Amundsen se introducirá más adelante). También dispone de navegación con un asistente de órdenes vocales.

Buen rendimiento y bajo consumo

Hemos probado la única versión diésel que plantea la gama. Se trata de un bloque 1.6 TDI de cuatro cilindros que entrega una potencia de 115 CV. Además, equipa catalizador SCR con inyección AdBlue, así como con un filtro de partículas (consultar especificaciones técnicas). De serie, dispone de una transmisión manual de 6 velocidades (opcionalmente, se puede adquirir una automática DSG de 7 velocidades). Conociendo el buen funcionamiento de las cajas DSG del Grupo Volkswagen, probablemente sea más recomendable que la opción manual. Cuesta 1.650 euros.

Esta motorización me parece una opción muy equilibrada, pues no se perciben limitaciones en cuanto a prestaciones se refiere, y nos regala un consumo muy bajo en todo tipo de condiciones. Quizás se echa en falta algo más de par cuando salimos desde parado o cuando el motor gira a un régimen de giro bajo, pero hay que reconocer que responde muy bien en líneas generales. Ya en carretera, esta motorización se encuentra mucho más cómoda para convertir al Kamiq en un rodador incansable.

El consumo de carburante es muy ajustado. Según nuestras mediciones, obtuvimos una media de sobre los 5,3 litros a los 100 kilómetros, un registro que se queda muy cerca por el homologado por el fabricante según el ciclo WTLP. Por tanto, es la opción ideal si realizas muchos kilómetros.

Muy confortable y equilibrado en todos los terrenos

Al igual que el Scala, el Kamiq utiliza la plataforma MQB-A0 del Grupo Volkswagen. A diferencia del modelo compacto de Škoda, el Kamiq ofrece muelles y amortiguadores más largos, un estabilizador más rígido para el eje frontal, un eje trasero reforzado, ruedas más grandes y dirección asistida con una relación de transmisión distinta. Como resultado, la distancia al suelo del Kamiq se ha incrementado en un total de 39 mm respecto al Scala, de los que 10 mm vienen de los neumáticos con una mayor sección transversal y el resto de la nueva geometría del chasis.

Las ruedas del Kamiq tienen un diámetro mínimo de 16 pulgadas, así como neumáticos deportivos más anchos y con un perfil más alto que los usados para el Scala. Las dimensiones de los neumáticos son 205/60 R16 y 205/55 R17, así como 215/45 R18 para las llantas de aleación de 18 pulgadas. Nuestra unidad de pruebas, equipaba la medida de 17 pulgadas asociada a la llanta modelo 'Propus Aero', que,  como su propio nombre indica, cuentan con un diseño muy aerodinámico para ganar en eficiencia (son opcionales y cuestan 295 euros). Lo mismo ocurre con los neumáticos Goodyear EfficientGrip; según las especificaciones del fabricante, están concebidos para ahorrar combustible, son duraderos (están fabricados con un compuesto de sílice de la banda de rodadura que mantiene el neumático en funcionamiento durante más tiempo), ofrecen una mejor frenada en calzadas mojadas y permiten una conducción silenciosa y cómoda. A nosotros nos han dado un muy buen resultado durante todo el tiempo que hemos podido probar el coche, al menos en cuanto a ruido, confort y adherencia.

Aunque su centro de gravedad es algo más elevado que el de un Scala, la acertada puesta a punto del chasis y la dirección del Kamiq permiten que estemos ante un coche ágil, confortable y seguro en todo tipo de circunstancias. Además, el mayor grado de rigidez torsional del eje trasero, evita eficazmente el balanceo de la carrocería. Fuera de la carretera, sus considerables ángulos de ataque y salida (18,7 y 28,4 grados, respectivamente), permiten que el SUV urbano de Škoda se sitúe por encima de sus rivales en este tipo de terrenos. Y es que, la suspensión trabaja muy bien, lo absorbe todo y nos permite ciertas licencias siempre teniendo en cuenta que no estamos ante un todoterreno extremo.

El Kamiq dispone de un Chasis Deportivo de forma opcional. Este chasis deportivo rebaja el coche en 10 mm y tiene dos configuraciones distintas: Normal y Sport – la segunda adapta electrónicamente los amortiguadores para que operen con mayor firmeza. Estas dos configuraciones pueden seleccionarse en el menú del Selector de Modo de Conducción, que se proporciona en combinación con el Control de Chasis Deportivo y ofrece una selección de cuatro modos: Normal, Sport, Eco e Individual. La configuración elegida afecta la capacidad de respuesta de la dirección electromecánica de piñón y cremallera, así como la del motor y de la transmisión.

Para una seguridad aún mayor en carreteras más irregulares, la protección de bajos está disponible para el Kamiq como opción. Ésta, consiste en cubiertas de termoplástico reforzado que protegen el motor y la transmisión de los daños ocasionados por los baches y las malas condiciones de la carretera. El compartimento del motor ya viene recubierto de serie del mismo material para mejorar la aerodinámica.

Completo equipamiento de serie y opcionales accesibles

Al estar basado en la plataforma MQB-A0 del Grupo Volkswagen, el Kamiq ofrece el nivel más alto de seguridad activa y pasiva. Está equipado con hasta nueve airbags incluyendo un airbag para las rodillas del conductor y airbags laterales en la parte trasera, y dispone de sistemas de asistencia de última tecnología, así como mucho espacio. El equipamiento de serie, en cuanto a asistentes a la conducción se refiere, incluye Lane Assist, Front Assist con Freno de Emergencia en Ciudad y Protección Predictiva de Peatones, y Freno Multicolisión.

Al más típico estilo Škoda, una gran cantidad de detalles prácticos hacen más sencillo el uso del día a día. La protección automática de los bordes de las puertas opcional no se encuentra en ningún otro vehículo del segmento de los SUV urbanos. El portón trasero eléctrico con función Tip-To-Close y la bola de remolque eléctricamente retráctil también están disponibles. A partir del nivel de acabado Ambition, una linterna LED extraíble puede encontrarse en el maletero. El embudo integrado en la tapa del depósito de líquido limpiaparabrisas, el rascador de hielo en la tapa del depósito de carburante con un medidor de la profundidad de las bandas de rodadura de los neumáticos y el compartimento para paraguas (con paraguas incluido) en la puerta del conductor, también son elementos claramente diferenciadores de este modelo.

En el siguiente enlace, puedes consultar todos los detalles de equipamiento de la unidad probada.

Conclusión

El Kamiq entra con mucha fuerza en un segmento que cada vez tiene más peso. Sus sobresalientes cualidades prácticas, sus elevados niveles de calidad, sus amplias posibilidades de equipamiento y su excelente base mecánica -compuesta por buenos motores, avanzadas cajas de cambio y una notable base rodante-, permiten que el nuevo SUV de Škoda sea un producto redondo, equilibrado, versátil y con argumentos más que sólidos para situarse en lo más alto. La única opción diésel es ideal si vas a realizar muchos kilómetros.
Gustavo Rodríguez Hernandez

Periodista especializado con 20 años de experiencia en el sector de la automoción. Fue director del área de Motor de Cadena Cope Castilla y León durante 3 años. Posteriormente, fue redactor y probador de coches en AUTOhebdo Sport, Revista Top Auto y sobrecoches.com. Desde el año 2011, es el responsable de pruebas y producto de cochesyconcesionarios.com

COMENTARIOS
Su resumen del kamiq me ha ayudado mucho, muchas gracias.
27/10/2020 18:10:18  Aires Fernandes
Aries,

Muchas gracias a ti. Me alegra mucho que el análisis del coche te haya servido de ayuda. Cualquier duda o consulta que tengas, por favor, no dudes en hacérmela.

Un saludo.
27/10/2020 23:49:34  Gustavo Rodríguez Hernandez

(no será publicado)

Copyright © 2003 - 2021 Dosnet Consultores de Internet, S.L. CIF B-95/276580