facebook twitter rss
Darse de Alta
¿Quieres ser parte de nuestra Red de Concesionarios?
Regístrate >>
te gusta

BLOG
Subscripción de boletines
Recibe las noticias del blog de cochesyconcesionarios.com en tu e-mail.

histórico por mes
Elige el año y despues el mes
estas en Estas en: Inicio > Blog de Coches > SEAT > Prueba del SEAT Ateca 2.0 TSI 190 CV DSG 4Drive FR
Novedades y actualizaciones de precios
de las marcas que se comercializan en España
NOVEDADES SEAT
Prueba del SEAT Ateca 2.0 TSI 190 CV DSG 4Drive FR
Destaca por su magnífica estabilidad y tacto de conducción.
« Volver 
El SEAT Ateca, que es el primer SUV de la marca española, salió al mercado en el segundo trimestre de 2016. En la actualidad, sigue manteniéndose tan actual como el que más, y también sigue siendo uno de los modelos más completos y mejor hechos que hay actualmente en el mercado, con independencia de precios y categorías. Además, hace unos días, SEAT ha mostrado el modelo 2020, que incorpora mejoras en el diseño de la carrocería, en su interior, equipamiento y gama de motores (en este enlace puedes consultar nuestra primera información e imágenes). Antes de conducir el nuevo modelo, hemos querido probar la versión más alta de gama asociada al motor de gasolina más potente. Este modelo en concreto, equipa una transmisión DSG de 7 velocidades y tracción a las cuatro ruedas. Se puede adquirir desde 40.530 euros (ver todos los precios).

Desde el lanzamiento del Ateca, he tenido la ocasión de probarlo en dos ocasiones, concretamente en versiones de gasolina de 150 y 300 CV, esta última bajo la nueva denominación CUPRA. Las dos me encantaron, sobre todo la de mayor potencia, que me pareció excepcional. Por este motivo, el Ateca es uno de los coches que más suelo recomendar por su imbatible relación calidad-precio, y por lo redondo que resulta en todos los apartados. Encuadrado en su categoría, hay otras dos opciones de longitud equivalente que también me parecen muy interesantes; Skoda Karoq y Honda CR-V. Cualquiera de ellos es una muy buena compra.

Aspecto más deportivo gracias al acabado FR

Pero centrándonos en el Ateca, debo decir que es de esos coches que no engaña nada más verlo. Al instante, se nota que es un coche que desprende calidad. Sí es cierto que estamos ante la versión más alta de gama, pero también he tenido la oportunidad de ver y tocar otras más básicas que me han transmitido los mismos estándares de calidad. Por tanto, el Ateca es un coche muy bien hecho visto desde fuera; sólido, tolerancias entre piezas muy cuidadas e inserciones plásticas bien ajustadas que no crujen ni se mueven como ocurre en otros coches de similar categoría. Si optas por el acabado FR, encontrarás una estética más deportiva.

Respecto a sus hermanos de gama, el Ateca FR se diferencia exteriormente con elementos que se añaden al acabado Xcellence: la presencia del logo FR en la parrilla frontal, de diseño específico de color negro brillante, el paragolpes delantero también de diseño exclusivo para el FR en el color de la carrocería. El logo del acabado más deportivo lo encontramos también en el portón trasero, encima del paragolpes específico con un spoiler del color de la carrocería. El lateral del Ateca se distingue sobre todo por las barras del techo de color negro, los pasos de rueda pintados en el mismo color que la carrocería y unas llantas de aleación de 46 cm (18’’) 36/3 con kit reparapinchazos. Nuestra unidad de pruebas equipaba las llantas opcionales de 19 pulgadas que tienen un coste de 821 euros (ver nuestra galería de imágenes).

Los colores disponibles para la carrocería son todos metalizados: Azul Lava, Blanco nevada, Naranja Samoa, Gris Rodium, Rojo Velvet y Negro Mágico.

Un habitáculo bien acabado y diseñado

En cuanto al interior, nada más abrir las puertas delanteras, resaltan las estriberas de aluminio con el logo FR, un logo que también encontramos en el volante deportivo multifunción forrado en cuero con costuras en rojo (no es completamente redondo, pero se maneja bien). Los asientos deportivos de serie están tapizados en tejido Alcantara de color negro, mientras que los pedales son de aluminio.

El impecable acabado y la gran sensación de solidez que transmite la carrocería también se traslada al interior. Con una calidad equivalente a la que puede ofrecer un SEAT León, el Ateca luce buenos materiales y un nivel de acabado que le permiten situarse por encima de la media. Destaca, especialmente, la parte más visible del salpicadero, que está recubierta con un material plástico de tacto blando que le da mucha consistencia a todo el conjunto. El resto de piezas también ofrecen una buena calidad y aspecto. Tan sólo nos han parecido mejorables los tiradores que nos permite abrir las puertas desde dentro.

La sensación de calidad también está presente en otros detalles, un claro ejemplo de ello es la ‘luz de bienvenida’. En cuanto se desbloquean las puertas, los LED de los retrovisores exteriores iluminan la zona de las puertas y pueden proyectar el nombre y la silueta del Ateca en el suelo.

El puesto de conducción es confortable y permite personas de diferentes alturas puedan adaptarse perfectamente. Los reglajes del asiento y el volante son muy amplios. Por otro lado, los controles se encuentran agrupados, mientras que los dispositivos de visualización, como la pantalla de infotainment con un tamaño de hasta 8 pulgadas, pueden consultarse sin apenas desviar la mirada. Asimismo, la consola central elevada otorga una sensación de proximidad y solidez.

Los asientos, guarnecidos por un tapizado de piel y Alcantara, están muy bien fabricados, transmiten mucha calidad y tienen un mullido consistente que no resulta ni blando ni excesivamente firme. En mi caso, me hubiera gustado que recogieran mejor la zona lumbar, que fueran algo más envolventes y que la banqueta, que peca de ser demasiado plana, ofreciera la posibilidad de regularla en longitud. No obstante, debo apuntar que, con el paso de los kilómetros, me fui amoldando perfectamente a ellos y al final terminé viéndolos con mejores ojos.

En las plazas traseras, el Ateca es un coche que sobresale claramente si entramos en comparaciones con sus más directos rivales; son muy amplias, los asientos resultan muy confortables, disponemos de un apoyabrazos central, hay de tomas de tipo USB para conectar cualquier tipo de dispositivo y encontramos salidas de aire para los pies y la parte superior del cuerpo.

Con una carrocería que mide 4,36 metros largo, el nuevo SEAT Ateca aprovecha el espacio disponible mejor que ningún otro vehículo de su segmento, contando con un maletero de 510 litros en su configuración estándar o de 485 litros en las versiones con tracción total como era el caso de nuestra unidad de pruebas. Todo el entorno del maletero está muy bien guarnecido, cuenta con un espacio para guardar los triángulos de emergencia y también integra unos suaves tiradores que nos permiten abatir los asientos posteriores. Además, para mejorar el confort de uso, el Ateca puede equipar con un portón trasero manos libres, un equipamiento que nos parece muy recomendable. La apertura se puede realizar desde el mando a distancia, desde el interior del coche o desde el propio portón. Para cerrarlo, solo se puede llevar a cabo pulsando un botón integrado en el portón.

Como accesorio a destacar, me gustaría hablar del gancho de remolque extraíble que no requiere de instalación. Para utilizarlo, tan sólo hace falta pulsar un botón ubicado en la parte derecha del maletero. Una vez pulsado, el gancho se descuelga bajo el paragolpes y sólo tenemos que tirar de él para situarlo en su posición. Para ocultarlo, sólo tenemos que repetir la operación, pero a la inversa. Todo fácil, rápido y sencillo. Es un accesorio muy recomendable para el transporte de caravanas o bicicletas. Está homologado y aparece en la ficha técnica del vehículo.

Como suele ser habitual en nuestras pruebas, hemos fotografiado todos los detalles del interior (ver imágenes).

Muy dinámico y confortable

El SEAT Ateca no solo es un coche que transmite calidad y solidez cuando en estático, también lo hace cuando nos ponemos en movimiento. Todos los mandos de control (dirección, pedales y cambio) son precisos y ofrecen un buen tacto. Especialmente destaca la dirección, que, como suele ser habitual en la marca, tiene un nivel de asistencia muy acertado y una precisión magnífica en todo tipo de condiciones.

La suspensión responde con refinamiento, no solo por lo bien que absorbe las imperfecciones del firme, sino también por lo bien que filtra el rodar de los neumáticos para evitar cualquier tipo de aspereza.

Para encontrar ese coche prácticamente perfecto, el Ateca equipa el sistema Drive Profile, que ofrece cuatro perfiles de conducción (Normal, Sport, Eco e Individual). Además, las versiones del Ateca con tracción a las cuatro ruedas, como era el caso de nuestra unidad de pruebas, disponen a mayores de perfiles para nieve y Offroad, junto con la función de descenso de pendientes Hill Descent Control. Esta solución tecnológica actúa sobre la rigidez de la suspensión, el tarado de la dirección, el sistema de tracción y sobre el pedal del gas, que se vuelve algo más reactivo (puedes verlo en nuestra galería de imágenes).

En cuanto al sistema de tracción total, denominado comercialmente como ‘4Drive’, hay que afirmar con rotundidad que se trata de uno de los sistemas de tracción integrada más seguros y avanzados del mundo. La tecnología 4Drive analiza el estado de la carretera en tiempo real, así como la velocidad del vehículo, la velocidad de cada rueda, la posición del volante y el estilo o modo de conducción, para transmitir la potencia de forma rápida y progresiva a las ruedas que lo necesiten en cada momento. Sin duda, un gran aliado para disfrutar de una motricidad superior, un paso por curva más seguro y un coche realmente solvente cuando el piso no está perfecto o se muestra con unos niveles de adherencia muy bajos.

Con este conjunto mecánico, además de la deportividad extra que plantea la versión FR, encontramos un coche muy dinámico (más que muchos compactos con un centro de gravedad más bajo) que hace gala de una estabilidad soberbia y un disfrute al volante que, hoy por hoy, no está a la altura de ningún SUV compacto de la competencia.

Los neumáticos que equipa esta versión son unos Pirelli P ZERO con medida 245/40 R19 94W. Es un neumático de verano que soporta velocidades de hasta 270 km/h y que incorpora la tecnología Seal Inside de Pirelli, que permite continuar conduciendo sin perder la presión del aire incluso después de que el neumático haya sido perforado por un objeto externo. Además, este neumático de altas prestaciones destaca por vida útil, mejor capacidad de expulsión de agua en situaciones de aquaplaning y gran maniobrabilidad en conducción deportiva tal y como hemos podido comprobar durante todas las pruebas que hemos realizado.

Una motorización potente, eficiente y muy avanzada

El motor más potente que ofrece actualmente la gama (2.0 TSI de 190 CV), es una apuesta segura para disfrutar de un excelente nivel de prestaciones y un agrado de uso que no encontramos en otros modelos equivalentes no pertenecientes al Grupo Volkswagen. Es una motorización suave, con una magnífica respuesta en todo su margen de giro y con unos niveles de refinamiento muy elevados. El cambio automático de doble embrague DSG-7 viene a rematar perfectamente la faena para conseguir un conjunto mecánico brillante. Como bien es sabido, es una caja muy satisfactoria tanto si se busca una conducción confortable, como si queremos disfrutar de un coche más deportivo (ver especificaciones técnicas).

No hay sorpresas en cuanto a consumo de carburante, ya que este bloque siempre se ha mostrado muy eficiente en todo tipo de masas, configuraciones mecánicas y carrocerías. Según nuestras mediciones, circulando por autovía y autopista, nuestra media siempre se situaba sobre los 7,2 litros a los 10 kilómetros, una cifra que se podía reducir aún más practicando una conducción más eficiente. En carreteras de segundo orden, llegamos a conseguir una media de 6,1 litros. En ciudad, la cifra oscilaba entre los 9 y casi los 11 litros. Por último, en un uso combinado que realizamos entre una carretera de segundo orden y un recorrido por autovía con una orografía poco favorable, conseguimos una media de 7,1 litros (ver todos los registros homologados).

Lo último en tecnología y completa gama de asistentes a la conducción

La versión FR cuenta de serie con faros Full LED, detector de ángulo muerto más alerta de tráfico posterior -que nos avisa de los coches que se aproximan por detrás cuando queremos salir de una plaza de aparcamiento-, control de crucero adaptativo con protección de peatones, Top View Camera 360º -visión cenital del vehículo con imágenes 360º del entorno-, asistente de aparcamiento automático, asistente de luz en carretera, dirección progresiva, Pack Apertura de portón manos libres -que incluye portón trasero eléctrico y Pedal Virtual, que activa la apertura del portón con un leve movimiento del pie-, SEAT Drive Profile, sistema de conectividad Full Link, -que permite conectar el ‘smartphone’ al coche mediante Apple Car Play, Android Auto o Mirror Link-, sistema de navegación con actualización cartográfica y pantalla táctil a color de 20,3 cm (8’’), tarjeta SD, puerto USB (con chip Apple) en la consola central, con conexión Aux-In/iPod Connection, reconocimiento de voz y sistema de sonido de 8 altavoces.

La gama de opciones se extiende desde el Control de Chasis Adaptativo hasta el asistente para atascos (Traffic Jam Assist), asistente de emergencia y reconocimiento de señales de tráfico.

Si profundizamos en el apartado de la conectividad, una de las funciones más importantes es la ‘Respuesta de voz’. Esta función de lectura de texto convierte los mensajes entrantes procedentes de aplicaciones como cuentas de correo electrónico, mensajes de texto, Facebook, Twitter o Whatsapp, en mensajes de voz, que la aplicación lee en voz alta y clara. También permite “dictar” una respuesta mediante órdenes de voz. Otra función exclusiva es el control mediante gestos, que permite activar funciones a voluntad con hacer tan solo un pequeño gesto con el dedo sobre la pantalla táctil. Tan sólo nos ha parecido algo errática cuando hemos tenido que dar alguna orden referente a la navegación, como la de indicar una dirección concreta.

El Ateca FR también incluye el sistema de navegación con pantalla táctil a color de 20,3 cm (8’’), el elemento más destacado de la consola central, pero cuenta además con el Connectivity Box como equipamiento opcional, ubicado bajo la pantalla, que permite cargar el ‘smartphone’ de forma inalámbrica, con sólo apoyarlo en el hueco específico.

A los novedosos sistemas de conectividad se incorpora la nueva aplicación SEAT Media Control, que el cliente puede descargar en su dispositivo móvil, para manejar ciertas funciones del sistema de infoentretenimiento desde dentro y fuera del vehículo. Entre otras muchas funciones, el SEAT Media Control permite conocer la ubicación del coche, utilizar como destino de navegación los resultados de las búsquedas de Google, las citas del calendario o las direcciones de los contactos, así como elegir la emisora de radio o enviar música en streaming desde YouTube, LastFM o Google.

En el siguiente enlace, puedes consultar todo el equipamiento de la unidad probada.

Conclusión

El SEAT Ateca es la opción más interesante de la categoría si demandas un coche muy estable con una conducción que es capaz de superar a modelos con otro tipo de formato más deportivo. La versión FR aporta un extra de dinamismo que nos permite disfrutar aún más de la conducción sin penalizar el confort y la funcionalidad que ofrecen el resto de versiones. Analizando el Ateca de una forma más global, se posiciona como uno de los productos más recomendables del mercado; ofrece mucho equipamiento, un completo menú de ayudas a la conducción, un habitáculo muy amplio y práctico, unos niveles de calidad realmente altos y una capacidad de maletero más que satisfactoria. La combinación mecánica de la versión probada, permite a este coche posicionarse a la altura de alternativas premium mucho más costosas.
Gustavo Rodríguez Hernandez

Periodista especializado con 20 años de experiencia en el sector de la automoción. Fue director del área de Motor de Cadena Cope Castilla y León durante 3 años. Posteriormente, fue redactor y probador de coches en AUTOhebdo Sport, Revista Top Auto y sobrecoches.com. Desde el año 2011, es el responsable de pruebas y producto de cochesyconcesionarios.com

(no será publicado)

Copyright © 2003 - 2020 Dosnet Consultores de Internet, S.L. CIF B-95/276580