facebook twitter rss
Darse de Alta
¿Quieres ser parte de nuestra Red de Concesionarios?
Regístrate >>
te gusta

BLOG
Subscripción de boletines
Recibe las noticias del blog de cochesyconcesionarios.com en tu e-mail.

histórico por mes
Elige el año y despues el mes
estas en Estas en: Inicio > Blog de Coches > Ford > Probamos el Ford Focus RS
Novedades y actualizaciones de precios
de las marcas que se comercializan en España
NOVEDADES Ford
22/12/2010
Probamos el Ford Focus RS
Destaca por su velocidad y por su equilibrio
« Volver 
 

Les presentamos el "tracción delantera" más potente del mundo. El Ford Focus RS es además, el modelo de producción más veloz que Ford ha fabricado a lo largo de toda su larga historia. Bajo su capó tiene un motor sobrealimentado con cinco cilindros y 2,5 litros que entrega una potencia máxima de 305 CV... lo que su imaginación les dicte se quedará corta.

En cuanto a dinamismo, el Ford Focus RS es un vehículo diferente y excepcional. Se nota al primer contacto que Ford ha puesto especial esfuerzo en poner a punto este modelo para que sea un deportivo de referencia. Lo mejor de todo, es el sobresaliente equilibrio que se ha conseguido para disfrutar de un vehículo rápido, eficaz, equilibrado y fácil de conducir.

El poderoso corazón del RS:

Bajo el capó se encuentra el motor Duratec 2.5 litros de cinco cilindros y turbo del Ford Focus ST. Tras ser sometido a un tratamiento especial para obtener una mayor potencia y rendimiento, este motor desarrolla una potencia de 300 CV y un par máximo de 440 Nm de par entre 2.300 y 4.500 rpm (un 38 por ciento de aumento sobre Focus ST).

El motor está acoplado a un cambio manual de seis velocidades que cuenta con un escalonamiento perfecto para sacar el mejor partido a esta mecánica. El tacto de su guiado transmite solidez y exactitud -si lo manejamos con rapidez responde sin un sólo fallo.

Para ponerlo en funcionamiento hay que pulsar un botón situado detrás de la palanca de cambio.

Esta significativa mejora no es únicamente resultado de las modificaciones en la gestión del motor o el incremento de presión del turbo. Los ingenieros del Team Ford RS han desarrollado unos árboles de levas 100% exclusivos y han revisado la culata y los sistemas de alimentación y escape del vehículo.

Los cambios más importantes del motor se centran en el nuevo sistema de admisión, colector de escape y el turbocompresor. Concretamente, el Turbo es un Borg Warner k16, que trabaja a una presión de 1,4 bar (el doble que la del Focus ST de 0,7 bar).

Por prestaciones es uno de los modelos más rápidos de su categoría. Alcanza una velocidad máxima de 263 km/h y consigue una aceleración de 0 a 100 Km/h en 5,9  segundos. Por aceleración es equiparable a un Audi S3 o un Renault Mégane R26.R. Por velocidad punta supera con creces a todos sus rivales, que son muy inferiores en este apartado.

En cuanto a potencia supera con creces a todos sus rivales directos: Audi S3, SEAT León Cupra R, Renault Mégane RS, Skoda Octavia RS y Volkswagen Gof R. En este apartado se equipara a otros modelos como el Mitsubishi Evolution, Subaru Impreza WRX STI, Dodge Caliber SRT4 o BMW 135i Coupé.

Su consumo en condiciones normales es realmente ajustado, ya que se conforma con algo menos de diez litros si mantenemos una velocidad media de 120 Km/h en autopista.

Apariencia y estilo puramente RS:

El diseño de la carrocería es espectacular. Sin duda, en Ford se han aplicado concienzudamente para que el Ford Focus RS ofrezca una estética agresiva, llamativa y, sobre todo, muy deportiva.

El Ford Focus RS está disponible en varios colores. Destaca el color verde con unos toques metalizados que conforma una  moderna interpretación del verde Le Mans que marcó la era de los Escort RS1600 en los años 70.

Respecto a un Focus "convencional", los pasos de ruedas han sido rediseñados para alojar unos generosos neumáticos y unas vías  más anchas. Otro aspecto visual muy agresivo son las aperturas de ventilación triangulares situadas por delante de los pasos de rueda.

El paragolpes delantero es totalmente nuevo. Incorpora un alerón con una rejilla en forma de  trapecio. Por encima del mismo, se encuentran los  faros de xenón con un perfil cromado que intenta emular a los ojos de un felino. El capó tiene dos branquias a la altura de las ópticas que ofrecen una mejor refrigeración al motor.

Por detrás, el paragolpes, de nuevo diseño, incorpora un deflector aerodinámico y una doble salida de escape distribuida  en los extremos.

En la parte superior del portón trasero hay un espectacular alerón que está inspirado en el que monta el Ford Focus WRC que participa en el Campeonato del Mundo de Rallyes.

Por dentro, el ambiente de carreras se mantiene gracias a los asientos deportivos Recaro especialmente diseñados para este modelo. Su nivel de sujeción es sencillamente perfecto. Por muy fuerte que sea el apoyo en curva, el cuerpo no se mueve un sólo milímetro de su sitio. Lo peor de todo es que no se pueden regular en altura -bajo nuestro punto de vista son demasiado altos para lo que cabe esperar en un vehículo de estas características- . Dependiendo del color de carrocería que se elija, los asientos tienen un color a juego con la pintura exterior. En los respaldos se pueden ver bordados los logotipos "RS" y "Recaro".

El habitáculo está revestido, fundamentalmente, en color negro. No obstante, hay detalles  metalizados  en las salidas de la ventilación, en las manillas de las puertas, en la instrumentación y en el pomo del cambio de  marchas y en el volante. Por su parte, la consola central está adornada con una inserción que imita la fibra de carbono. Además de todo esto, hay más detalles que diferencial a esta versión del resto. Por ejemplo, el pomo del cambio y el volante de tres radios exhiben el logo "RS" en azul y los pedales están fabricados en aluminio.

Al igual que en el Ford Focus ST, en la zona central superior del salpicadero se encuentran tres esferas adicionales que nos informan de la presión del turbo y del aceite y de la temperatura del aceite.

Los acabados y la apariencia del interior me ha parecido buena. Todo da sensación de solidez y de estar perfectamente rematado. Todos los plásticos ofrecen una notable calidad táctil para lo que cabe esperar en un vehículo de este precio.

Al igual que el resto de versiones del Ford Focus, la habitabilidad interior -delantera y trasera- está muy bien resuelta. El maletero tiene una capacidad de 385 litros. Sus formas regulares hacen que se pueda aprovechar perfectamente para alojar mucho equipaje.

Chasis específico


El bastidor del Ford Focus RS incorpora unas vías 40 mm. más anchas, unas transmisiones más robustas y  largas, nuevos muelles y amortiguadores y una barra estabilizadora trasera más larga y rígida. A la vez, el sistema de dirección ha sido puesto a punto para conseguir una  respuesta al giro más rápida y una mayor precisión.

También los frenos han sido mejorados con unos discos ventilados de 336 mm x 30 mm. delante y  discos de 302 mm x 11 mm detrás. Las generosas pinzas se dejan ver a través de unas llantas de 19  pulgadas envueltas por los neumáticos Continental de 235/35.

El Ford Focus cuenta con un diferencial autoblocante de tipo Torsen que tiene un tarado sobresaliente y que permite que la motricidad del tren delantero sea impecable.

El control de estabilidad (ESP) cuenta con una puesta a punto específica para el Ford Focus ST. Se puede desconectar totalmente y, según Ford, el Focus RS es igual de rápido con el control de estabilidad conectado que desconectado, al menos en el circuito alemán de Nurburgring, escenario en el cual se realizaron los test más importantes, el Focus RS se mostraba igual de rápido en ambas situaciones. El Ford Focus RS completó más de 400 vueltas al mítico circuito alemán, lo que equivale a más de 8.000 kilómetros.

Pero si la experiencia en Nurbürgring fue más que positiva, según las pruebas realizadas por Ford en el circuito de Lommel en Bélgica, el Ford Focus RS fue más rápido que el Ford GT.

Conclusión:

 El Ford Focus RS es excitante como pocos otros coches hemos probado, es una auténtica máquina de devorar curvas que transmite perfectamente sus 305 CV de potencia máxima al asfalto. Si te gusta conducir y te apasiona la velocidad, disfrutarás de lo lindo a los mandos de este modelo. Su bastidor es todo equilibrio, agilidad y eficacia, ya sea en trazados lentos o rápidos. Cuando se llega a los límites de adherencia, sus reacciones son rápidas pero fáciles de controlar, incluso a velocidades elevadas.

(no será publicado)

Copyright © 2003 - 2021 Dosnet Consultores de Internet, S.L. CIF B-95/276580