facebook twitter rss
Darse de Alta
¿Quieres ser parte de nuestra Red de Concesionarios?
Regístrate >>
te gusta

BLOG
Subscripción de boletines
Recibe las noticias del blog de cochesyconcesionarios.com en tu e-mail.

histórico por mes
Elige el año y despues el mes
estas en Estas en: Inicio > Blog de Coches > Hyundai > Prueba del Hyundai i10 1.2 MPi 84 CV Tecno
Novedades y actualizaciones de precios
de las marcas que se comercializan en España
NOVEDADES Hyundai
Prueba del Hyundai i10 1.2 MPi 84 CV Tecno
Es la opción de compra más recomendable del segmento A. Su equipamiento es el más avanzado de la categoría.
« Volver 
El i10 es el modelo de menor tamaño de Hyundai. Además, es un producto íntegramente diseñado, desarrollado y fabricado en Europa. Su carrocería, que tiene una longitud ligeramente superior a los 3,5 metros, únicamente se comercializa en formato de cinco puertas. La versión de acceso se puede adquirir desde 14.250 euros. En el siguiente enlace puedes consultar todos los precios.

Con mayores opciones de personalización

En comparación con su predecesor, el nuevo i10 tiene proporciones mejoradas. Su presencia visual mejora gracias a un techo rebajado (-20 mm) y a un cuerpo más ancho (+20 mm). Su gama de llantas de aleación cuenta con medidas de hasta 16 pulgadas. Ahora la gama dispone de luces diurna con tecnología LED.

La carrocería, que ofrece un muy buen acabado en líneas generales, dispone de una gama de 10 colores exteriores (Dragon Red, Brass, Aqua Turquoise, Phantom Black, Polar White, StarDust, Sleek Silver, Champion Blue, Tomato Red y Slate Blue). Además, las opciones de personalización aumentan aún más con la posibilidad de equipar de manera opcional una carrocería bicolor con techo en negro o rojo. Tres de los colores exteriores son nuevos: Dragon Red, Brass y AquaTurquoise. En total, hay disponibles 22 combinaciones de colores exteriores.

Amplio, práctico, funcional y bien acabado

Como suele ser habitual en la marca, las puertas plantean mucha suavidad en su apertura, un cierre muy amortiguado y una amplia apertura para regalarnos un buen acceso al habitáculo. Ya dentro, todo el interior cuenta con un muy buen aspecto y unos materiales que, pese a ser sencillos, ofrece un buen tacto y acabado. Destaca el gran panel decorativo del salpicadero, que muestra un patrón 3D de panal de abeja que también se extiende hacia los paneles de las puertas.

El espacio de almacenamiento es muy satisfactorio, pues contamos con una amplia guantera, bolsas rígidas en los paneles de las puertas y una bandeja con recarga por inducción para el smartphone.

El interior está disponible en tres colores; Obsidian Black, Brass Metal y Shale Grey. El último de ellos, que es el más cálido, aporta mejor aspecto y mayor claridad al interior.

En cuanto a habitabilidad se refiere, gracias a la mayor distancia entre ejes (+40 mm), el espacio para los pasajeros es mucho más amplio que el del modelo precedente. La línea de cintura rebajada en la parte delantera (-11 mm) y en la parte trasera del vehículo (-13 mm), ofrece una mejor visibilidad de la carretera en ambos lados. En combinación con un pilar C menos inclinado (11,9º, por debajo de los anteriores 13,1º), el puesto de conducción presenta mejor visibilidad en todos los ángulos.

Los asientos están bien fabricados y ofrecen una ergonomía correcta, más o menos dentro de lo que se puede esperar en en un coche de esta categoría. Por su parte, todos los mandos, tal y como se espera en un modelo de Hyundai, están muy bien ubicados y diseñados. Disponemos de mandos giratorios para gestionar la climatización y el equipo de sonido, y botones perfectamente diseñados para el resto de funciones. Se agradece, y mucho.

Lo mismo ocurre con el cuadro de instrumentos. Encontramos los habituales diales físicos y una pantalla digital ubicada en el centro que muestra toda la información que necesitamos. Sin duda, todo está diseñado con lógica para facilitar la conducción y el uso del coche. Nada de inventos, nada de soluciones novedosas o distintas que empeoren claramente lo tradicional.

El volante también nos ha gustado; es completamente redondo, está tapizado con piel sintética de tacto agradable y tiene un tamaño perfecto. Por su parte, el mando del cambio es muy accesible.

Con un volumen de 252 litros el maletero está entre los mejores del segmento. Además, la altura de carga es 29 mm más baja (en comparación con el modelo anterior), lo que facilita a los conductores cargar el equipaje. Una bandeja del suelo del maletero con dos alturas y unos asientos traseros plegables con una mano, son características adicionales que contribuyen a la comodidad de uso de este modelo.

Dos motores y dos cajas de cambio

El Nuevo i10 está disponible con dos motores, ambos de gasolina. El menos potente es un tricilíndrico de 1,0 litros que entrega 67 CV de potencia y 96 Nm de par, lo que permite alcanzar una velocidad máxima de 156 km/h. La otra opción es un 1,2 litros de 4 cilindros que alcanza los 84 CV potencia y 118 Nm de par, lo que permite conseguir una velocidad máxima de 171 km/h. Ambos motores están disponibles con dos opciones de transmisión (manual y automática, las dos de cinco relaciones).

Después de probar todas las opciones mecánicas, la elección más recomendable es la que protagoniza esta prueba. Es decir, el motor 1,2 litros de 4 cilindros y 84 CV, siempre asociado a la transmisión manual. Ofrece un nivel de prestaciones más que solvente para la utilización del día a día y un agrado de uso que supera con creces a la segunda opción de la gama.

Entre las dos transmisiones que nos plantea la gama, sin lugar a dudas, y salvo que el automático sea una elección obligatoria, lo mejor es decantarse por el cambio manual. Te ahorras 900 euros y plantea un tacto suave que acrecienta el buen tacto de conducción que tiene este coche. La transmisión automática robotizada no nos ha terminado de convencer por los habituales tirones que experimentan este tipo de cajas al cambiar de relaciones. Además, la gestión de las mismas es algo mejorable.

El consumo de la versión probada es bajo. En uso combinado es fácil conseguir medias sobre los 5,8 litros a los 100 kilómetros. Pero lo mejor de todo, es que en ciudad no se dispara en absoluto, pues elementos como el Stop and Go (ISG), que es un dispositivo de serie para todas las motorizaciones, contribuyen a un menor consumo de combustible, menores emisiones de CO2 y una mayor eficiencia. El ahorro de combustible al usar el ISG es especialmente evidente cuando se conduce en áreas urbanas, ya que apaga automáticamente el motor cuando el coche se detiene. Otros de los elementos clave es la aerodinámica, ya que el coeficiente de resistencia se ha reducido de 0,32 a 0,31. Adicionalmente, Hyundai ofrece un paquete de equipamiento denominado ECO que incluye una relación de transmisión ajustada, cuatro plazas y ruedas de 14 pulgadas para una mayor eficiencia.

Cómodo y refinado

La conducción del nuevo i10 es agradable y muy placentera. Este modelo presenta una suspensión delantera tipo McPherson y dirección asistida motorizada (MDPS). Respecto a su predecesor, el nuevo introduce cambios en la suspensión trasera y en el sistema de dirección. El perfil trasero del eje torsional tipo CTBA (CoupledTorsionBeamAxle) se ha modificado de un triángulo a una forma de U para aumentar la estabilidad durante la conducción. La barra de torsión de la dirección se ha fortalecido para mejorar la respuesta de la misma (2,4 a 2,7 Nm/deg), mientras que la relación de transmisión ahora es más rápida con 56,0 mm/rev en comparación con los 53,5 mm/rev anteriores.

La suspensión filtra muy bien, mejor que otros modelos de precio muy superior. Además, el ruido que genera la rodadura está bastante aislado si se tiene en cuenta la categoría de este coche. Por su parte, el refinamiento de todos los mandos mecánicos (pedales, caja de cambios y dirección) también aportan mucho para que la conducción se realice con poco esfuerzo y así evitar la fatiga cuando se conduce durante mucho tiempo.

Un nivel de equipamiento que marca la diferencia

Si hablamos de equipamiento, el i10 es un coche que se sitúa a la cabeza de la categoría. En términos de conectividad, el urbano de Hyundai incluye la pantalla más grande del segmento, la conectividad de smartphones más avanzada y la carga inalámbrica, todos ellos elementos inéditos en el segmento A. En el siguiente enlace puedes consultar todos los detalles de equipamiento de la versión probada.

Desde la pantalla táctil a color de ocho pulgadas, muestra una interfaz clara y ordenada que es compatible con Apple CarPlay y Android Auto. Además, Hyundai ofrece una gama de servicios de coche conectado a través de su tecnología Bluelink, que brinda importantes beneficios en todo lo relacionado con la seguridad, el control y la conectividad. Bluelink utiliza la telemática para transferir datos en tiempo real, como información sobre el clima y el tráfico, así como actualizaciones de aparcamientos en tiempo real e información sobre gasolineras y estaciones de carga, incluidos los precios.

Bluelink también ofrece importantes beneficios a través de un módem integrado y una aplicación complementaria. Permite a los usuarios buscar puntos de interés (PDI) y enviar los resultados de búsqueda directamente al sistema de navegación del vehículo, lo que significa que el navegador se puede configurar incluso antes de subir al coche.

Otras funciones incluyen "FindMy Car" (Encuentra Mi Coche), que permite a los conductores encontrar su vehículo fácilmente en un entorno desconocido, así como también buscar aparcamiento y gasolineras, con precios actualizados según la disponibilidad.

Si eliges el sistema de navegación, recibirás una suscripción a los Servicios Hyundai LIVE, que ofrecen información del tráfico y del clima en directo, así como de la ubicación de los radares de velocidad en los países donde la ley lo permite.

Funciones de Bluelink y LIVE Services:

• Servicios remotos: nos permite bloquear y desbloquear su vehículo y ver el estado del coche.
• LIVE Services: tráfico en tiempo real, gasolineras y aparcamientos (con precios), información del clima, radares de velocidad.
• FindMy Car (Encuentra Mi Coche): podemos localizar su vehículo fácilmente en un entorno desconocido.
• Enviar al automóvil (PDI): buscar puntos de interés (PDI) locales y enviar los resultados al sistema de navegación del vehículo.
• Búsqueda local de realidad virtual: reconocimiento de voz en línea (basado en la nube).
• Seguridad y protección: notificación de alarma eCall y vVehicle.
• Mantenimiento: diagnóstico e informe del vehículo (por ejemplo, presión de los neumáticos y airbags), información sobre la conducción.

En cuanto a ayudas a la conducción se refiere, el nuevo i10 también está a la cabeza del segmento. Destacan elementos como el asistente a la frenada de emergencia (FCA), que utiliza una cámara multifunción para detectar no sólo vehículos delante de nuestro coche, sino también peatones. Asimismo, también cabe reseñar el asistente de luces largas (HBA), que está diseñado para cambiar automáticamente entre la luz de carretera y la luz de cruce, proporcionando una iluminación óptima de la carretera al detectar las luces de los vehículos que se aproximan y los que circulan en el mismo carril por la noche.

Otras características de seguridad disponibles en el nuevo i10 incluyen el sistema de asistencia de mantenimiento de carril (LKAS), la advertencia de atención del conductor (DAW), el sistema de reconocimiento de señales (ISLW) y la cámara de visión trasera acompañada de sensores de estacionamiento diseñados para ayudar a los conductores en las maniobras de aparcamiento. Cuando se selecciona la marcha atrás, los conductores pueden ver la imagen de la cámara en la pantalla central.

Conclusión

El nuevo i10 es un coche muy recomendable. Diría que es el vehículo perfecto para el día a día. En términos de funcionamiento y, sobre todo, de equipamiento, el urbano coreano es un auténtico líder, con elementos de seguridad y conectividad que están claramente a la última. La combinación mecánica más recomendable es la que protagoniza esta prueba. Es decir, el motor de cuatro cilindros asociado al cambio manual. Una buena versión que nos permite disfrutar de una conducción muy agradable, un consumo contenido y unas prestaciones más que satisfactorias. Por tanto, si estás buscando un coche urbano, económico, muy equipado y con capacidades más que solventes para desplazamientos por carretera, la opción del i10 nos parece la más interesante de la categoría.
Gustavo Rodríguez Hernandez

Periodista especializado con 20 años de experiencia en el sector de la automoción. Fue director del área de Motor de Cadena Cope Castilla y León durante 3 años. Posteriormente, fue redactor y probador de coches en AUTOhebdo Sport, Revista Top Auto y sobrecoches.com. Desde el año 2011, es el responsable de pruebas y producto de cochesyconcesionarios.com

(no será publicado)

Copyright © 2003 - 2020 Dosnet Consultores de Internet, S.L. CIF B-95/276580